It’s Real

My heart can’t stop crying the reality that my parents are not longer with me. No calls from them I will get today. No Happy Birthdays, “mañanitas” , blessings or good wishes. And yet, I know they wanted the best for me, they still want it. Their sentiment wasn’t for just a birthday or a  season of my life.  Their prayers were heard in heaven day after day,  year after year.

Thank you Mom. Thank you Dad.  I miss you both so much.


Mi corazón no puede dejar de llorar la realidad de que mis padres ya no están conmigo. No recibiré llamadas de ellos hoy. No Feliz Cumpleaños, “mañanitas”, bendiciones o buenos deseos. Y sin embargo, sé que querían lo mejor para mí, todavía lo quieren. Su sentimiento no era sólo en mi cumpleaños o por una temporada de mi vida. Sus oraciones fueron escuchadas en el cielo día tras día, año tras año.

Gracias mamá. Gracias Papá. Los extraño mucho a ambos.